Ir al contenido de la página

Mordazas neumáticas

Las mordazas neumáticas se utilizan especialmente en aquellas aplicaciones que requieran sujetar diferentes tipos de materiales, especialmente sensibles, y que puedan cambiarse con facilidad. La fuerza de sujeción se genera a través de un cilindro neumático y se aplica de forma directa o a través de un sistema de palanca sobre las mandíbulas.

Características de todas las mordazas neumáticas

  • Al separar la fuerza de tracción de la fuerza de cierre, se garantiza una fuerza de apriete constante durante toda la secuencia de ensayo. También en el caso de probetas que menguan, la fuerza de apriete se mantiene uniforme gracias a la presión neumática constante.
  • La presión de apriete sobre la probeta es reproducible.
  • Las probetas sensibles se pueden mantener sujetas de forma segura adaptando la presión neumática y evitar roturas.
  • La solicitación principal es la carga de tracción, que se puede aplicar de forma estática o pulsante. Según el tipo, también se pueden llevar a cabo ensayos de compresión y de carga alternante.
  • Gracias a su diseño, el espacio de sujeción es de fácil acceso.
  • En las mordazas grandes se pueden adaptar, sin desmontar, células de carga pequeñas, mordazas, útiles y dispositivos de ensayo para ahorrar tiempo.
  • Hay una gran variedad de mandíbulas según el material, la superficie y el tamaño de la superficie de sujeción.
  • Las mordazas hidráulicas son una alternativa asequible a las mordazas hidráulicas.

3 tipos distintos

Se puede distinguir en tres tipos distintos de mordazas neumáticas:

  • Cierre unilateral
    Las mordazas neumáticas de cierre unilateral se pueden emplear para la sujeción simétrica y asimétrica de probetas (por ejemplo para ensayos de tracción-cizallamiento). Algunas de las mordazas neumáticas de cierre unilateral de hasta 1 kN tienen una válvula de control integrada y no precisan ninguna unidad de control neumática externa.
  • Cierre bilateral
    Las mordazas neumáticas de cierre bilateral cierran siempre de forma simétrica respecto al eje de tracción. De este modo, no es necesario el ajuste del espesor, lo que supone una gran ventaja, especialmente en el caso de probetas blandas o de espesores distintos.
  • Para cámaras de temperatura (cierre unilateral y bilateral)
    Las mordazas neumáticas son de cierre unilateral o bilateral y están diseñadas especialmente para el uso en cámaras de temperatura.

Mordazas neumáticas

Top